NUEVA SENTENCIA DEL TRIBUNAL SUPREMO SOBRE EL REPARTO DE LOS GASTOS HIPOTECARIOS

El Tribunal Supremo fija el reparto de los gastos hipotecarios

 

La recientísima sentencia dictada por el Tribunal Supremo el pasado 24 de enero de 2019, cierra la controversia generada por las diferentes resoluciones judiciales dictadas por varias Audiencias Provinciales del estado español, y fija definitivamente quién tiene que correr con los gastos de los préstamos hipotecarios, si la entidad bancaria o el consumidor.

 

La controversia se remonta en diciembre del año  2015, cuando el Tribunal Supremo dictó sentencia mediante la cual declaró la nulidad de la cláusula del préstamo hipotecario que impone al prestatario la totalidad de los gastos e impuestos, si bien no se pronunció sobre los efectos de la referida declaración de nulidad, en el sentido de establecer  cuál era el porcentaje de reparto de estos gastos. Este hecho conllevó que algunas Audiencias Provinciales, consideraran que la declaración de nulidad comportaba que las entidades bancarias tenían que devolver íntegramente a los clientes las cuantías abonadas por estos en concepto de gastos hipotecarios, y otras Audiencias en cambio consideraban que estos gastos tenían que ser abonados de forma equitativa entre la entidad bancaria y el consumidor.

Pues bien, el Tribunal Supremo fija doctrina y establece que los consumidores solo podrán reclamar la mitad del  importe abonado en concepto de gastos notariales, registrales y de gestoría, imponiendo de  este manera el pago por mitades.

Asimismo y respeto el  Impuesto transmisiones patrimoniales y actos jurídicos documentados, la Sala reitera que el sujeto pasivo de este impuesto es el prestatario, tal como afirmó en su nota informativa emitida el pasado 6 de noviembre de 2018.

 

Atendiendo a la doctrina fijada por el Tribunal Supremo, se recomienda revisar los préstamos hipotecarios para comprobar la existencia de las cláusulas suelo así como de las cláusulas que obligaban al pago de los gastos hipotecarios al cliente,  con el fin de instar el correspondiente procedimiento judicial para hacer valer los derechos e intereses de los consumidores.

Open chat
¡Hola!
¿Cómo podemos ayudarte?
Powered by